Como empezar a escribir un libro | 10 consejos | Mibestseller.es
Escribir un libro

Cómo empezar a escribir un libro

10 consejos acerca de como empezar a escribir un libro

¿Cómo empezar a escribir un libro? Esta es una pregunta que recibimos frecuentemente. Por eso hemos decidido escribir un blog con los 10 mejores consejos acerca de ello. Escribir y publicar un libro es un proceso largo y difícil. Durante este proceso tendrás muchos obstáculos que superar. Hay muchos detalles que tienes que tener en cuenta cuando escribes un libro, y es muy importante escribir de una manera bien estructurada para evitar sentirte abrumado. Hay trucos que puedes usar para para empezar a escribir un libro de forma eficaz. Desde una buena planificación a mantener la motivación y entusiasmo. Con este blog intentaremos facilitar como empezar a escribir un libro con 10 simples consejos.

1. Crea un espacio creativo

Si vas a estar escribiendo durante horas y horas, es imperativo que estés en un lugar donde te sientas cómodo y que te permita ser creativo. Escribir en una mesa desordenada o en un ambiente ruidoso hará que te sientas abrumado y te dificultará terminar tu historia. Un buen comienzo es ordenar tu escritorio y sentarte en una silla cómoda. Tener una mesa limpia también te ayudará a evitar distracciones y a mantener la concentración.

Ten en cuenta que no tienes que tener un espacio de escritura fijo, puede beneficiar tu creatividad si cambias tu entorno de vez en cuando. Puedes escribir desde casa, en una biblioteca o incluso en el parque disfrutando del sol. Cambiar desde donde escribes te ayudará a mantener tu mente ocupada y abierta a nuevas inspiraciones. Una vez que tengas un espacio creativo cómodo, te resultará mucho más fácil empezar a escribir.

2. Siempre planifica

Escribir sin planificación resultará en un gran lío, especialmente cuando se escriben libros más largos. Tener una estructura clara mentalmente te permitirá escribir un marco para la historia, que luego podrás ir alterando todo lo que quieras. Al crear un plan, hay algunas cosas en las que te debes enfocar:

Elige un genero:

Hay mucha gente que escribe un libro sin un género claro en mente. Por un lado es genial porque escribes exactamente lo que quieres, pero surgen problemas al tratar de vender estos libros. Esto se debe a que no se puede apuntar a una audiencia específica. Si no sabes de qué género es tu libro, no puede ser categorizado en los canales de venta y tendrás un nicho muy pequeño de público objetivo, si es que lo tienes. Por eso es importante tratar de tener un género específico antes de empezar a escribir.

Elige una perspectiva:

Una gran parte de como empezar a escribir un libro es elegir desde que perspectiva lo quieres narrar. Recomendamos elegir una y aferrarte a ella a lo largo de toda la historia para no confundir a los lectores. Aunque es posible unir múltiples perspectivas, hay que hacerlo de una manera muy clara y concisa. En nuestro blog sobre «10 preguntas que debes hacerte antes de publicar«, te damos un breve resumen de las perspectivas del narrador que puedes usar y lo que implican.

3. Desarrolla los personajes

Este paso puede considerarse parte de la etapa de planificación,  aunque por su importancia tiene su propio apartado. Tus personajes harán o romperán tu historia, y tener un profundo conocimiento de ellos será clave a la hora de desarrollar una historia intrigante a su alrededor. Hay varias cosas que puedes hacer para crear estos personajes antes de escribir tu historia, y cada uno de estos consejos te ayudarán a descubrir el propósito que quieres que estos personajes cumplan.

Escribe una biografía

Para los personajes principales es posible que quieras escribir una biografía sobre ellos, esta no tiene que ser muy larga pero si debe contestar varias preguntas sobre el personaje como:

¿Cómo se llama?

¿Cuándo nació?

¿Quienes son sus padres?

¿Tiene pareja?

¿Pertenece a la clase rica, media o pobre?

¿Cómo fue su infancia?

¿Cuales son sus sueños?

 

Contestando preguntas como estas te dibujara una imagen de tus personajes que luego te ayudará a crear sus motivaciones para ciertas acciones en la historia.

Entiende sus motivaciones

Tus personajes tienen que tener un cierto propósito para lo que hacen en tu historia. Por ejemplo, no puedes escribir un libro sobre un asesino sin tratar de explicar cómo el personaje se convirtió en la persona que es hoy en día. Por supuesto, no tienes que revelar esto explícitamente en tu libro. Pero si es importante que tú, como autor, lo sepas para tener una historia lógica.

Entiende el conflicto

El conflicto es lo más importante en cada historia. Es importante entender que obstáculos tienen tus personajes y qué o quién les está impidiendo conseguir su mayor objetivo. Una vez que tengas esto desarrollado tendrás un mejor entendimiento de que tiene que pasar en tu historia para llegar (o no) a ese final feliz.

4. Atención al detalle

Este consejo está dirigido a aquellos que están escribiendo una novela basada en una cierta línea de tiempo histórica. Cuando creas un mundo o contexto completamente nuevo, tienes total libertad para jugar con el trasfondo de tu historia y puedes evitar tener que investigar sobre ciertos temas. Sin embargo, si tu historia está basada en el pasado, sin importar si es una historia ficticia, tienes que prestar mucha atención a los detalles. Ciertos aspectos de una novela histórica, tales como, cómo se desarrollaron los acontecimientos, qué condujo al conflicto o incluso qué tan diferentes eran los uniformes, son detalles importantes sobre los que tendrás que investigar. Obtener detalles históricos erróneos (en términos de contexto) puede quedar mal, al menos que los estés cambiando a propósito.

5. Un proyecto a la vez

Este consejo es muy sencillo pero importante. Escribir un libro es un proyecto que requiere mucho esfuerzo y ocupa tu mente durante varias semanas. Si intentas escribir más de un libro al mismo tiempo te acabaras liando entre las historias y agobiándote, y puede ser que al final no termines ninguno de los dos. Estar escribiendo tan solo un libro ya te tendrá pensando sobre cómo seguir tu historia durante una gran parte del día y te recomendamos que acabes uno antes de empezar otro. Lo mismo se aplica con más proyectos fuera del trabajo que ocupen mucho tiempo. Si te proponen más proyectos, no importa cómo de emocionantes sean, no los aceptes hasta que acabes tu libro. Un proyecto tan grande como empezar a escribir un libro ya es una tarea lo suficientemente difícil.

6. Encuentra tu gran idea

Si vas a escribir un libro, necesitas esa gran idea, la que te va a llevar lo suficientemente lejos como para escribir una novela entera que se pueda leer sin aburrirse en ningún momento. Necesitas encontrar algo que te apasione y ceñirte a ello. Muchas de las veces por lo que la gente no termina un libro, se debe a que lo que parecía ser esa idea única, no fue lo suficientemente desarrollada, o no alcanzó todo su potencial. Son ejemplos muy poderosos, pero piensa en las ideas de Harry Potter o El Señor de lo Anillos, son mundos donde la historia puede crecer cada vez que piensas en ellos, con un potencial para historias ilimitadas. Estos conceptos se quedan registrados en tu mente, y tu historia debe intentar hacer lo mismo.

Pregunta a personas en las que confías, ¿les gusta la idea? ¿se quedan boquiabiertos? ¿quieren oír más? Tu historia de verdad tiene que ser digna de un libro. Algo menos que eso puede llegar a ser un artículo, un relato o una novela corta. Cuando tengas esa idea lo sabrás, pero antes tienes que seguir desarrollando detalles hasta que la encuentres. Una vez que la hayas encontrado te resultará más fácil crear una historia intrigante.

7. Objetivo de palabras

Ya que escribir un libro es un proceso tan largo, una de las tareas más difíciles es seguir escribiendo y ser consistente. Van a haber momentos cuando no te apetezca escribir y decidas dejarlo para otro día. Cuanto más te pase eso, más veces aplazarás la escritura, hasta que en algún momento decidas parar. Por eso un gran consejo es ponerte un objetivo de palabras diario, semanal o mensual (dependiendo de cuanto tiempo tengas para escribir). Este objetivo no tiene que ser enorme, si no, es más una manera de asegurarte de que vas a seguir escribiendo. Puede ser algo tan pequeño como 500 palabras al día (teniendo en cuenta que es un mínimo).

Sin embargo, te recomendamos ponerte un objetivo semanal o mensual, ya que siempre hay días que se te hará imposible escribir, y te sentará mal saltarte tu objetivo. Elegir cuántas palabras te pones como objetivo ya es algo personal, ya que hay personas que escriben novelas en dos o tres meses y otras que tardan años. Lo importante no es cuantas palabras, si no ser consistente con la escritura.

También es importante no ponerte un objetivo demasiado ambicioso, puesto que, no quieres que la escritura de tu libro se convierta en algo que tienes que hacer, en vez de algo que te guste hacer. Tómate el objetivo con calma y mantén la consistencia mientras escribes.

8. Despeja tu mente

El bloqueo del escritor es algo real que le pasa hasta a los mejores autores. No te preocupes, hay muchas cosas que puedes hacer para superarlo

Ejercicio

Una manera de superarlo que recomiendan grandes autores es hacer ejercicio. Salir de tu espacio creativo y tomar el aire fresco siempre ayuda. Hacer ejercicio no solo es saludable pero te despejara la mente durante ese tiempo y te ayuda a estar mentalmente agudo.

Paginas matutinas:

La autora de The Artist’s way (El camino del artista), Julia Cameron recomienda el ejercicio de páginas matutinas a escritores que estén atascados o sufran del bloqueo de escritor. Es un ejercicio que te ayudará a recuperar tu creatividad. Cameron nos propone escribir tres páginas a mano de cualquier cosa que te llegue a la cabeza nada más levantarte. Las páginas matutinas no se editan y no hay manera errónea de escribirlas. Es simplemente un ejercicio para deshacerte de todo lo que te preocupe o distraiga por la mañana, y de esa manera despejar la mente. También nos propone hacerlo en un estado de semi-inconsciencia, las páginas no se releen ni se piensan mucho, simplemente te dejas llevar. Cameron también explicaba que las páginas matutinas son algo muy personal, y sirven como terapia. A algunos les gustara y a otros no, es tema de probarlo.


Si sigues atascado y no sabes como empezar a escribir un libro, hemos dedicado un blog entero a cómo superar el bloqueo del escritor.

9. Cosas que evitar

La historia empieza muy lentamente

El primer capítulo de tu libro es el que decidirá si el lector leerá el libro entero o no. Muchos autores pasarán todo el primer capítulo describiendo e introduciendo. Por supuesto, es importante asegurarte de que el lector sepa lo que está sucediendo, pero tiene que tener algo de tensión y entusiasmo. Ya cuando hayas escrito un par de capítulos puedes empezar a describir en detalle lo que te haga falta, ya que has enganchado a los lectores.

Escribir en demasiado detalle

Este consejo está relacionado con el anterior. Puede sonar contra intuitivo pero ocurre mucho con autores novatos. Al principio, pensar que tienes que escribir alrededor 50,000 palabras o más te puede sonar inconcebible, por lo tanto empiezas a describir todo en gran detalle con la esperanza de que llegues a esa cifra de palabras más rápidamente. Sin embargo, a lo largo que vas escribiendo, notaras que (si tu idea es buena) necesitarás esas 50,000 palabras para contar tu historia entera. Hay gente que consultan con autores con mucha experiencia y ellos les explican que podrían haber contado la misma historia en 20,000 palabras menos. Tienes que proporcionar detalles cuando son necesarios, pero tener el cuidado de no aburrir al lector. Si tu idea y estructura es buena, podrás escribir el número necesario de palabras, mientras mantienes el interés de tus lectores durante la historia entera.

10. ¡A escribir!

El último consejo de como empezar a escribir un libro es: ¡Escribe, escribe y escribe! Vas a cometer fallos, y vas a tener que editar mucho, pero todo es parte del proceso. La mejor manera de sacar tu mejor versión del libro es seguir escribiendo hasta que de verdad estés satisfecho. Una novela entera suena como una tarea imposible, pero tómatelo palabra por palabra, frase por frase, y capitulo por capitulo, y sin darte cuenta estarás a mitad de libro y aún con mucho mas que contar.

Ahora que sabes como empezar a escribir un libro, también tenemos muchos más blogs acerca de cómo autopublicarlo!

 

Si tienes alguna pregunta, comentario o sugerencia para un blog, no dudes en contactarnos: support@mybestseller.com

 

Menú